lunes, 17 de septiembre de 2012

Arroz con Conejo y Pollo


Este fin de semana nos hemos ido con la familia de casa rural para despedir el verano. Lo hemos pasado genial. Las casas son altamente recomendables. Se trata del Mirador del Condado, en el pueblo jienenese de Castellar. Son cuatro casas indepedientes con una gran piscina en común. Una estancia inmejorable. Hicimos varias rutas de senderismo por la zona y el domingo para despedirnos hice un arroz. Eramos 21 personas, así que fue todo un reto, porque no suelo enfrentarme a tantos comensales. El resultado fue muy bueno y todos quedamos encantados.


Ingredientes:
  • 2 kg de arroz redondo
  • 2 conejos limpios y troceados
  • 2 pechugas de pollo troceadas
  • Para el sofrito:
    • 3 cebollas
    • 3 pimientos verdes
    • 1 Kg de tomates maduros
  • Para el caldo:
    • 2 cebollas
    • 1 puerro
    • 2 zanahorias
    • 2 tomates
    • las cabezas de los conejos
    • 1/2 pollo
    • 1 hueso de jamón
    • Sal
    • Aceite de oliva virgen extra
  • Azafrán (en este caso colorante alimentario)
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra
Preparación:
  • Preparé con antelación el caldo y el sofrito, para que ese día fuera todo más rápido.
  • Para el caldo, en un caldero grande se dora la cebolla junto con el puerro y la zanahoria. Cuando vayan cogiendo color, se añade el pollo, el conejo y el hueso de jamón y se rehoga para que también se dore. Añadimos los tomates, 5-6 litros de agua y sal. Con la sal cuidado porque el hueso de jamon sala. Lo dejamos a fuego lento 2-3 horas. Si no tenéis un caldero tan grande lo podéis hacer en 2 diviendo los ingredientes en ambos. Con un buen caldo tenemos gran parte del camino hecho porque es lo que le va a dar la mayor parte del sabor al final.
  • Para el sofrito, cortamos la cebolla y el pimiento pequeño y los ponemos en una sarten con aceite de oliva y lo rehogamos a fuego lento para que se vaya haciendo poco a poco. Yo estuve casi una hora con la cebolla, así que sin prisa. Cuando esté transparente y empiece a coger color le añadimos los tomates rallados, que previamente hemos pelado. Dejamos que se haga a fuego lento hasta que el tomate esté frito. Añadimos sal y si queremos un poco de azúcar para corregir la acidez.
  • Una vez hecho el sofrito, yo lo trituro porque no me gusta encontrar la verdura al final.

  • Con la paellera colocada con su rosco de butano y bien nivelada, ponemos aceite de oliva y freimos la carne (conejo y pechugas de pollo). 
  • Mientras calentamos el caldo para que esté bien caliente cuando vayamos a usarlo y así no se rompa el hervor.
  • Cuando esté bien doradita, le añadimos el sofrito y rehogamos unos minutos para que se consuma parte del líquido.

  • Añadimos los dos kilos de arroz y lo rehogamos unos minutos para que se selle y coja los sabores.

  • Le añadimos el caldo. Dos partes de caldo por cada de arroz. Esto depende de cada tipo de arroz y normalmente viene en el paquete. Distribuimos todo bien por la paellera y lo dejamos a fuego bajo hasta que se consuma el caldo. El tiempo de cocción del arroz es de 15-17 minutos, así que si transcurrido este tiempo queda mucho caldo se sube el fuego. También es bueno conservar algo de  caldo por si ocurre a la inversa.


        
  • Una vez fianlizado el tiempo se tapa con un  paño y se deja reposar 10-15 minutos para que se asiente y se termine de hacer.
Listo y a comer que se enfría. Un arroz delicioso.

3 comentarios:

  1. Delicioso!toda una experiencia que merece la pena repetir =)

    ResponderEliminar
  2. Un arroz con muy buena pinta, yo me como el arroz y la carne para mi compañero, un saludazo y buena semana.

    ResponderEliminar